El “Hotel de Inmigrantes” de Concepción del Uruguay

Muelle exterior sobre el río Uruguay, fue inaugurado en diciembre de 1887, con la asistencia del Presidente de la Nación Doctor Miguel Juárez Celman.

El 7 de octubre de 1883, el Gobierno Nacional decide construir el “primer Hotel de Inmigrantes del país, en el Puerto de Buenos Aires, (no el actual) en la bajada de la calle San Martin con una capacidad para 4200 pasajeros.

Por Ley de la Nación de fecha 3 de noviembre de 1887, se dispone la construcción de “Hoteles de inmigrantes” en diversos puntos del país de dos categorías (Primera y Segunda), proveyéndose para Concepción del Uruguay, la construcción de uno de segunda categoría.

Por Decreto del 18 de julio de 1888 se aprueba la construcción de “Hoteles de Inmigrantes” de Primera Clase en las ciudades de Paraná, Santa Fe y Rosario a razón de $ 100.000 cada uno.

Hoteles de inmigrantes de Segunda Clase se proyectaron en varios puntos del país, entre ellos en Concepción del Uruguay con un presupuesto de $49.000 m/n, siéndole adjudicada la obra al constructor local Enrique Deloir por Decreto del 23 de octubre de 1888. Para fiscalizar la obra en nuestra ciudad, por Decreto de fecha 6 de noviembre de 1888 se nombra al Sr. Gabriel Clavere con un sueldo de $100 mensuales.

Para su construcción, la Municipalidad de Concepción del Uruguay, cedió a la Nación la manzana delimitada por las actuales calles Santa Teresita por el norte, Fray Mocho por el este, Teniente 1° Ibañez por el sur y Zaninetti po rel oeste (hoy depósitos obras sanitarias municipales y tanque elevado)

Si bien en el ámbito municipal, no he encontrado documentación que avale esta cesión a la Nación, me remitiré a otras fuentes, que ratifican lo expresado. En 1899 el Gobierno Nacional, requiere al Rector del Colegio del Uruguay Justo José de Urquiza, que eleve un informe detallado de los edificios y terrenos en la ciudad que sean “propiedad de la Nación”.

En su detallado informe, el Rector Dr. Zubiaur, de fecha 5 de enero de ése año señala,  entre otros, como de propiedad de la  Nación “una manzana de terreno en los suburbios de la ciudad destinada a “Hotel de inmigrantes”.

En 1912, la Municipalidad local publica un “nuevo plano catastral de la ciudad” mencionando en el cuartel I manzana N° 211 (de ése entonces) en las referencias del plano “Hotel de Inmigrantes” cuya ubicación coincide con la actual manzana N° 664 del mismo cuartel, la que he hecho referencia con anterioridad.

Este documento, despeja toda duda de donde se iba a construirse el “Hotel de Inmigrantes” de Concepción del Uruguay.

Estación de trenes de C. del Uruguay, fue habilitada Decreto del 30 de junio de 1887, realizando su paso el primer tren por esta línea el 19 de julio de 1887.

El lugar estaba muy bien seleccionado, dado que se encontraba cerca de la estación del ferrocarril Central Entrerriano, que en ésa época unía el “muelle nacional” sobre el Rio Uruguay, con la estación local; además era cabecera de la línea troncal de Paraná Concepción del Uruguay, lo que permitía el traslado de los inmigrantes a cualquier parte de la provincia y aún a Corrientes y Misiones.

Además al estar alejado dela ciudad, permitía su uso como “lazareto ” en caso que los inmigrantes alojados, debieran realizar algún tipo de “cuarentana”.

¿Que fue del edificio proyectado?

Los trabajos de construcción del ” Hotel de Inmigrantes ” se inician en el mes de enero de 1889 a cargo del reconocido constructor local Enrique Deloir, adjudicatario de la obra. En mayo de ése año, los trabajos se encontraban en plena ejecución, pudiendo observarse en la prensa local, los llamados a licitación para la provisión de materiales con destino al edificio

El sobreestante (supervisor) de las Obras Gabriel Clavere, es separado de su cargo por Decreto de fecha 23 de noviembre de 1889 y se nombra en su reemplazo por decreto del 4 de diciembre del mismo año al Sr. Simón Belascoain, que aparte de su cargo de sobrestante es designado secretario de la “Comisión de Migraciones”.

Para Julio de 1890, las obras del “Hotel de inmigrantes” se encontraban paralizadas habiéndose realizado solamente la nivelación del terreno y parte de los cimientos. La falta de pago por parte de la Nación, de los “certificados de obra” a raíz de la crisis por la que atravesaba el país (crisis del año 1890) motivan que la empresa constructora de D. Enrique Deloir presente quiebra, lo que lleva a la Nación a rescindir el contrato por Decreto del 10 de julio de 1890, perdiendo éste la fianza que oportunamente había depositado.

Mediante Decreto del 11 de agosto de 1890 se le retira a D. Simón Belascoain el sobresueldo de $50 pesos que se le habían asignado como supervisor de las obras del “Hotel de Inmigrantes” de Concepción del Uruguay, por haberse dejado “sin efecto” su construcción.

La última referencia a esta obra es un artículo del conocido historiador local D. Benigno Teijeiro Martínez publicado en el periódico El Radical” de fecha 19 de enero de 1893, donde describe la ciudad y sus edificios expresando: “…la ciudad tiene 18 cuadras de norte a sur y 25 cuadras de este a oeste…” al referirse al Hotel de inmigrantes expresa “no construido”.

La manzana de terreno, que había sido destinada a tal fin, permaneció como terreno baldío por varios años, hasta que fuera cedida a la Nación, para depósito de materiales y caños de las Obras Sanitarias Nacionales, obras que se iniciaron en el año 1924 y libradas al servicio público el 19 de enero de 1928.

Casa de la familia Briozzo en el puerto viejo, comunmente confundida con un “Hotel de Inmigrantes”, no tenía sentido hacerlo en esa zona cuando para 1888 el puerto de la ciudad ya no se encontraba en ese lugar. (Foto: Héctor Ferrari)

Al transferirse los servicios de Obras Sanitarias de la Nación a partir del 19 de diciembre de 1981, el predio y las construcciones existentes en él, pasan a propiedad de las Obras Sanitarias de la Municipalidad de Concepción del Uruguay.

Posteriormente en el año 1982, en un sector de la manzana, se construye un tanque de agua potable elevado, que después de varios años de construcción, es puesto en servicio en el año 1984.

Edición: Civetta, María Virginia y Ratto, Carlos Ignacio. Texto extraído de: Rousseaux, Andrés, “La Casona de la familia Briozzo” del libro “Concepción del Uruguay, edificios con historia, Tomo III 

Facebooktwitterredditpinterestlinkedintumblrmail

Deja un comentario