Los Salesianos en C. del Uruguay: Parroquia Santa Teresita y Colegio Don Bosco

Capilla original, hoy utilizada como salón de reuniones (Foto: Mabel Gómez)

Denominación civil: Institución Salesiana Nuestra Señora del Rosario

Denominación Religiosa: Casa Salesiana “Santa Teresita”

La presencia de salesianos en nuestra provincia data de 1877, don Juan Cagliero, invitado por colonos italianos realizo misión por la zona de Federación. En años siguientes otros salesianos visitaron Entre Ríos.

El personaje que acompaña a Don Bosco, en el sueño del 31 de enero de 1885, le muestra nuestra región y le dice ME-SO-PO-TA-MIA, indicándole el lugar en América.

Desde nuestra ciudad algunos jóvenes viajaban a estudiar a Buenos Aires en Colegios Salesianos, tal es el caso de Jose Silva, que fue compañero de Ceferino Namuncura y luego este joven se consagra en 1914 y tiene mucho que ver en la llegada de los salesianos a nuestra ciudad.

La fundación data de 1960, pero es necesario retrotraernos a 1931. El Párroco de la ciudad Rdo. Andres Zaninetti, el Sr. Obispo Diocesano Monseñor Julián Martínez, un grupo de jóvenes animadas por la Srta. Elvira Del Prado daban vida a la PIA UNION DE SANTA TERESITA DEL NIÑO JESUS. Asociación que se dedicaría al apostolado y beneficencia. Se instalan en el norte de la ciudad, barrio humilde llamado entonces San Clemente. Lleva más de un año adquirir el terreno, pero gracias al Padre Jose Silva, la Sra. Cantalicia Echaniz de Allende dona una manzana de su propiedad en 1933.

Inmediatamente se da inicio a la construcción de una pequeña capilla de 8 x 16 metros. Esta capilla fue bendecida por el Obispo Auxiliar de Paraná, Monseñor Nicolás De Carlo, el 4 de noviembre de 1933. Aquí se daba catequesis y se celebraba misa para el barrio.

De apoco fue creciendo y se daban talleres de hilado, tejido, bordados, corte y confección para mujeres, esterillado, mimbrería y carpintería para varones. En 1938 ya contaban con biblioteca.

Fue quedando chico el terreno donado y la Pía Unión, pretendía comprar terrenos aledaños, y nuevamente Doña Cantalicia E. de Allende, les vende la mitad y dona la otra del terreno deseado.

Se amplió la capilla y el 6 de octubre de 1940, el Gobierno Nacional le otorga una subvención. Se coloca entonces la piedra fundamental del nuevo edificio.

Crecía la escuela taller y el barrio. Es el momento en que la Unión decide entregar la capilla al Obispo de Paraná (1947), quien erige una Vicaria bajo titularidad de Santa Teresita.

La escuela taller es delegada a una “Comisión administradora” presidida por la Srta. Julia E Piloni.

En el año 1957, Gualeguaychú se convierte en sede de una nueva Diócesis, a donde pasamos a depender. El primer Obispo fue Monseñor Jorge Chalup, gran amigo de los salesianos.

El mismo año la Srta. Piloni alentada por el Padre Silva, ofrece a la congregación la entrega de la escuela y del inmueble en forma gratuita, solicitando se continúe con el nombre de Santa Teresita. Nombre ya adoptado también por el barrio y calle adyacente a la capilla.

Es así, que el 8 de mayo de 1960 (días de la Virgen de Lujan), se instalan los salesianos en nuestra ciudad. Los primeros en llegar: Pablo Sceliga y Juan Rolando, acompañados por Rdmo. P. Inspector Don Luis Remasso. Llegan al barrio acompañados por una caravana que partió de la Inmaculada Concepción y que la integraron, el Intendente, los militares, los navales, la policía, el Párroco Juan Fiorotto, Padre Silva, Salesianos de Paysandú y las Srtas. Del Prado y Piloni.

Al llegar se les toma juramento de rubrica al nuevo Capellán quien recibe a cargo la capilla de Santa Teresita, San José y San Roque, asistiendo religiosamente a enfermos del policlínico y población rural. En Colonia Perfección en 1957 se había levantado una capilla bajo la advocación de Santa Lucia.

Es así, que inmediatamente se dan a la obra, los recién llegados. El 9 de julio ya desfilaron con los Exploradores de Don Bosco.

En 1961, el domingo 8 de octubre de 1961, Monseñor Jorge Chalup, en oportunidad de celebrarse los actos de la hasta entonces Capellanía Vicaria de Santa Teresita del Niño Jesús, en sus fiestas patronales, dio a conocer el decreto de la Santa Sede por el que se dispone erigir en Parroquia el templo puesto bajo la advocación de Santa Teresita del Niño Jesús en reconocimiento de la obra salesiana, ese mismo año, se incorpora el Padre Américo Rollón, quien inicia Escuela Primaria y Jardín de infantes, cuyo nombre era “Semillita”.

En 1962, se dio inicio a la escuela primaria (de 5° a 7° grado) y al secundario, al principio sólo para varones. Para 1966 se han completado todos los edificios originales.

En 1967, comienza a funcionar el cine “Don Bosco” con proyección de películas para todo público, fuera de estas proyecciones el salón se utilizaba para los actos escolares.

A principios de la década de 1970 comienza a desarrollar sus actividades, entre diciembre y febrero. La colonia de vacaciones “Club Santo Domingo Savio”, a cargo del padre Mario Cámpora, las actividades del Club, en su primera etapa se llevan a cabo hasta el año 1979, en que Cámpora es trasladado a otra ciudad.  

A mediados de la década de 1970 se comienza con la construcción del nuevo edificio del Colegio, el que es finalizado a principio de los años 80.

El actual edificio de la iglesia es de 1983, consagrado en 1985, y es diseñado por la Arq. Cristina Bonus. Al cumplir 25 años de la llegada de los salesianos a nuestra ciudad, la Municipalidad expresa su gratitud imponiendo los nombres de Don Bosco y Pbro. Alais a calles del barrio.

Texto: Civetta, maría Virginia y Ratto, Carlos Ignacio. Fuente: Boletín Parroquial de Santa Teresita.

Facebooktwitterredditpinterestlinkedintumblrmail

Deja un comentario